Advierten por tormentas y fuertes ráfagas en Córdoba

Mundo Boomerang
  •  
  •  
  •  

El sistema de detección de alerta temprana del Servicio Meteorológico prevé la presencia de una marcada inestabilidad y emitió un «alerta amarilla» para toda la provincia.

Según el pronóstico extendido, el momento sería la tarde-noche del sábado. Aunque la primera decena de días de noviembre supo traer sorpresivos cambios de las condiciones del tiempo.

Ahora, se anticipa una marcada inestabilidad y hasta la presencia de ráfagas durante el fin de semana.

De hecho el sistema de detección temprana del Servicio Meteorológico Nacional anticipó, de antemano, un «alerta amarilla» que incluye a toda la provincia de Córdoba.

Primero transitará un viernes de buen tiempo, con apenas algunas nubes y una cálida tarde. De hecho el mercurio podría extenderse hasta los 29 grados.

Y el mercurio se elevará aún más el sábado, pudiendo alcanzar los 34º. Pero el tiempo cambia con el avance de las horas.

Por un lado, se emitió un informe ante la chance de «tormentas», siendo «algunas localmente fuertes» y «pudiendo estar acompañadas por intensas ráfagas, fuerte actividad eléctrica, ocasional caída de granizo y fundamentalmente abundante caída de agua en cortos períodos».

De acuerdo a las previsiones, podrían llover entre 30 y 60 milímetros, dependiendo la parte del territorio afectada.

A su vez, se anticipa la presencia de fuertes vientos. Primero provenientes del norte, previendo que podrían tener «entre 40 y 50 kilómetros por hora», pero con ráfagas que soplarían hasta los 70 km/hora. 

Y concluyen: «Se espera que luego los mismos roten al sector sur entre la tarde y la noche del sábado», elevando su fuerza.

Por un lado, se emitió un informe ante la chance de «tormentas», siendo «algunas localmente fuertes» y «pudiendo estar acompañadas por intensas ráfagas, fuerte actividad eléctrica, ocasional caída de granizo y fundamentalmente abundante caída de agua en cortos períodos».

De acuerdo a las previsiones, podrían llover entre 30 y 60 milímetros, dependiendo la parte del territorio afectada.

A su vez, se anticipa la presencia de fuertes vientos. Primero provenientes del norte, previendo que podrían tener «entre 40 y 50 kilómetros por hora», pero con ráfagas que soplarían hasta los 70 km/hora. 

Y concluyen: «Se espera que luego los mismos roten al sector sur entre la tarde y la noche del sábado», elevando su fuerza.